Y mañana, ¿quién vendrá a la iglesia?

Estamos celebrando las fiestas de PASCUA, tiempo de alegría, de esperanza ¡EL SEÑOR HA RESUCITADO! ¡ESTÁ VIVO!

Mayo 22, 2019 by Alberto Cañas

Orar con los niños

Queremos orar en familia, sabemos que es una experiencia decisiva para el encuentro con el Dios vivo. Nos falta el "cómo", el medio de suscitar...

Mayo 9, 2019 by InfoFamiliaLibre

La alegría como signo de Resurreción

El primer día de Pascua, una amiga me envió por WhatsApp la homilía que Monseñor Munilla realizó en la Vigilia Pascual. En ella, Monseñor nos...

Abril 22, 2019 by Mercedes Lucas

Recetas y trucos

Humus

Hoy, la receta en inglés viene de Nancy Rodríguez. Nos va a enseñar a hacer humus.

Recomendamos

La reina de mis cuentos

Hoy os quería recomendar una canción de Felipe Gómez, un cantante colombiano, padre de seis hijos y con un testimonio precioso...

Un toque de la mano del jardinero

Libro escrito por el P. Colum, siervo del Hogar de la Madre, que cuenta su experiencia cuando le diagnosticaron leucemia. A continuación, podéis leer un extracto del prefacio, escrito por Josep Pearce.

Aborto y sanidad hoy

Síntesis:

Almudena Cardona y Alejandro Setién descubrieron, llenos de alegría, que estaban esperado a su primer hijo. Pero la alegría quedó truncada ante un terrible diagnóstico médico: el bebé presentaba una serie de malformaciones incompatibles con la vida. Los médicos les dieron una única opción: abortar cuanto antes. Almudena y Alejandro se negaron a hacerlo, aún a sabiendas de que su hija Valeria moriría pocos minutos después del parto. Para ello tuvieron que enfrentarse con el “protocolo de muerte” de todo un hospital. Pero no se arrepienten. Y le dan gracias al Señor por la vida de su pequeña Valeria, que tuvo una misión muy importante en su corta vida: ayudar a sus padres a dar un testimonio que ha cambiado corazones de médicos y ha hecho que se repiensen los protocolos y las posiciones oficiales en el hospital en el que nació.

El uso adecuado de los antibióticos

Los antibióticos son un grupo muy grande y heterogéneo de fármacos, entendiendo como fármacos todas las sustancias químicas que desencadenan un efecto biológico en el organismo, utilizados en medicina para la cura de enfermedades. En este caso, los antibióticos son utilizados para combatir las enfermedades infecciosas, y son fármacos muy específicos para los agentes infecciosos. Dichos agentes infecciosos los podemos dividir en virus, bacterias, hongos, protozoos… Habiendo infinidad de especies dentro de dichos grupos.

¿Su hijo tiene gripe?

La gripe es una infección vírica producida por un virus del género de los Orthomyxovirus, virus que se caracterizan por ser cambiantes todos los años.

Cómo superar la muerte de un hijo

Hoy queremos dar las gracias a Sergio Cardona Patau y a su mujer por permitirnos publicar su testimonio ante la pérdida de un hijo.

Todos buscamos la felicidad. Es un mensaje de lo más valorado curiosamente en estos foros profesionales, pero ¿en qué consiste la felicidad? ¿Cómo puede uno sobreponerse al golpe de la muerte de un niño sobre todo si es el propio hijo?

Los padres no deberíamos ver morir a nuestros hijos. Cuando un padre o una madre pierde a un hijo, algo muere dentro de ellos.

Ya la vida no se ve igual ni las cosas se valoran igual. Ayer escuché la experiencia del ex jugador del Real Madrid de baloncesto Alfonso del Corral, médico traumatólogo; me sobrecogió; él perdió a un hijo de seis años en un accidente. Es muy distinta su experiencia a la mía, sin embargo vibramos en la misma onda. Yo contaré mi experiencia personal.

Soy celiaco y quisiera comulgar

El diagnóstico de la enfermedad celiaca cambia la vida de una persona de un modo inmediato. Puede que no sea así si se trata de un niño pequeño que aún no ha empezado a consumir alimentos de manera normal, pero sí que cambia la vida de sus padres si éstos no son celiacos, ya que abre la puerta a infinidad de dudas y preguntas que uno no se habría ni imaginado.

Los inmortales

El día de san Sebastián de 2013 fallecía Juan, el padre de mi marido. Que fuera un 20 de enero no tendría mayor relevancia de no ser porque el mártir asaeteado es el patrón del pueblo de mi suegro, y este le tenía muchísima devoción. Juan murió solo cuatro meses después de que le diagnosticaran un agresivo cáncer de pleura, que le impedía respirar bien y que se sumó a los muchos achaques que ya soportaba por otras enfermedades precedentes.

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo